Arquitectura | Insonorización y aislamiento: para mejorar el confort
191
post-template-default,single,single-post,postid-191,single-format-standard,tribe-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,smooth_scroll,

Blog

Posted by mcusmai in arquitectura

Insonorización y aislamiento: para mejorar el confort

Muchos saben cuán fastidioso resulta vivir en el centro o en zonas próximas a fuentes de ruidos. Ya sea por trabajos en la vía pública, el tránsito urbano o por departamentos vecinos, la calidad de vida se ven disminuida en esos casos.

Todas las actividades humanas (vida familiar, laboral o diversión) implica niveles de contaminación sonora que afectan la salud. Por eso, hablar de confort acústico implica tratar de eliminar posibles incomodidades y molestias generadas por ruidos y vibraciones.

Ruidos y vibraciones

Según Marita San Martín, de la firma Emconsa, las situaciones más frecuentes que requieren intervenciones acústicas son:

• Ruido de impacto de los pisos superiores.

• Ruidos desde locales linderos y falta de privacidad.

• Sonidos de equipos desde terrazas técnicas o desde la caja de los ascensores.

• Ruidos a través de conductos de aire acondicionado. 

• Ruido desde la calle, a través de ventanas y taparrollos de persianas.

• Sonidos de máquinas, voces, timbres, celulares en oficinas y otros ambientes.

• Ruidos de las industrias en zonas residenciales.

• Derivados de la música con alto volumen.

• Ruido de espacios de usos diferenciados: cines, casinos, restaurantes, escuelas y salones de fiesta, entre otros.

• Ruidos provenientes de aeropuertos y autopistas cercanos a sectores residenciales de la trama urbana.

Detectar el problema

Para San Martín, “actualmente, cada una de estas situaciones tiene su solución con tratamientos específicos, respetando los límites máximos admitidos reglamentariamente tanto para ambientes interiores como exteriores”. La especialista sostiene que lo importante es detectar las tres partes del problema:

1) La fuente emisora de los ruidos molestos, con sus características y ubicación.

2) El sujeto receptor, que tendrá sensaciones respecto del ruido que está percibiendo (difieren entre personas, aun en igual situación y momento).

3) El medio a través o dentro del cual se trasmite el ruido, que es donde aparecen los materiales disponibles en el mercado con sus calidades y precios, espesores y densidades, colores y aprobaciones de las entidades reguladoras.

En resumen, el tema acústico adquirió tal relevancia que deben atenderse sus síntomas, atacar sus causas y hacer todas las correcciones posibles para mejorar todos los ámbitos donde transcurre la vida.

Finalmente, en la obra terminada, en procesos productivos en operatividad o patologías no previstas o momentáneas, las soluciones son puntuales. En nuevos y futuros proyectos, la solución integral es incluir la problemática acústica en la etapa proyectual para prever, minimizar o directamente anularla desde esa instancia.

Materiales

A cada problema una solución. Aquí, una lista de materiales:

• Las placas de yeso aplicables a paredes y techos.

• La fibra de vidrio en paredes, techos y revestimientos.

• Las ventanas acústicas.

• Aislante multipropósito con vinilo de alta densidad, apto para paredes y techos.

• Los pisos flotantes.

• Poliuretano expandido o telgopor: atenúa, pero no aísla.

• Fonac tableado y placas acústicas para auditorios, cines y radios.

Ingresar un comentario

happy wheels